Fotografía: Señal Informativa Puerto Vallarta
Puerto Vallarta, Jalisco.

Aunque es regidora del Ayuntamiento de Cabo Corrientes, ella vive en Puerto Vallarta. Celeste Lorenzo reconoció públicamente en su red social, que había contraído COVID-19, y fue el pasado 18 de mayo que tuvo el resultado de la prueba, desafortunadamente positivo.

Ella comenta que se siente obligada a compartir su experiencia para pedir a sus amistades, y ciudadanos a respetar las indicaciones de sana distancia y medidas sanitarias.

Hablar con ella es difícil. Le duele la garganta todavía y tose mucho. Con mucho esfuerzo el pasado fin de semana ya pudo comer más. No puede precisar en que momento se contagió, pero dijo que desde el día 1, comenzó con los síntomas como tos, fiebre, escalofríos, dolor de garganta. Ella misma estima que ya pasó lo peor.

Sin embargo, sus malestares los deja en segundo lugar cuando comparte que su padre está muy delicado en un hospital del puerto, con padecimientos que ya tenia, insuficiencia renal y se espera que en cuestión de horas le den a conocer que más tiene, pues lo tienen aislado.

Estar aislada y no ver a sus hijos le duele. Hace dos semanas se intentó platicar con ella, pero comentó que estaba en una reunión con el presidente municipal, Prisciliano Ramírez y no fue posible entrevistarla. Y aunque se ha intentado dialogar con el alcalde sobre si tomarán alguna medida sanitaria, no ha sido posible hablar con él todavía.

Redacción: Noemí Zamora Reynoso