Guadalajara, Jalisco.

Durante la pandemia, el transporte público ha estado en el centro de la atención.

En la ciudad, se tienen acreditados por lo menos 22 casos de conductores y transportistas contagiados del Covid-19, y se han registrado dos decesos: un conductor y un empresario.

Con el reciente “botón de emergencia”, que limitó el horario de circulación de los camiones urbanos, los principales afectados fueron los usuarios, en la mañana y sobre todo por la noche, pero también tuvieron pérdidas económicas los conductores y los propietarios, reconoció el líder del Sindicato Avanzada de Trabajadores del Autotransporte del Estado de Jalisco, Arnoldo Licea González.

“Este fin de semana que la autoridad permitió trabajar, anduvieron los camiones dando vueltas. Creo que el transporte público ha tenido pérdidas, pero el transporte público se ha puesto la camiseta. Han estado trabajando desde que inició la pandemia. Se ha invertido dinero para limpiar los camiones, en cubrebocas que también nosotros repartimos. Creemos que hemos estado haciendo nuestro trabajo, creo que la situación es delicada, es una situación que se sale de nuestro entendimiento, pero sí es razonable lo que se está haciendo y todas las medidas que lleven para salvar vidas, estamos de acuerdo”, afirmó.

Ante las pérdidas económicas por la pandemia y el “botón de emergencia”, el reemplazo de unidades nuevas para retirar a las que tienen más de 10 años de antigüedad, puede verse afectado. Por ello, Arnoldo Licea, dijo que la Secretaría de Transporte debe tomar en cuenta ese factor y asumir una actitud de mayor flexibilidad.

“Pero hay otras empresas que definitivamente en este momento no pueden sustituir ninguna unidad. Se tiene que buscar otro tipo de mecanismo, como rehabilitar las unidades. Yo sé que no está dentro de la norma, pero sí se debe ir pensando en que si esta situación se alarga, no quiero ser pesimista, pero no vemos que en un futuro inmediato las cosas cambien”, señaló.

Hasta el momento, no se tiene cuantificada la cifra de dinero que han perdido los conductores y los propietarios de camiones, sobre todo, druante los 14 días del botón de emergencia.

Ignacio Pérez Vega