Fotografía: Cortesía
Guadalajara, Jalisco.

¿Al caminar le truenan las articulaciones? ¿Le duele o le cuesta trabajo ponerse de pie cuando permanece mucho tiempo sentado porque se queda trabado? Cuidado: podría estar sufriendo de Osteoartritis.

Se trata de una enfermedad crónico degenerativa que se presenta por el desgaste de las articulaciones debido a la edad, pero hay algunos casos en jóvenes por la práctica de deportes extremos y el sobrepeso. Además, afecta más a las mujeres que a los hombres.

La Osteoartritis es un problema de salud pública, y para muestra un botón: en el IMSS, una de cada 10 consultas con el médico general son por este problema.

Las articulaciones más afectadas son las que soportan el peso, como las rodillas, cadera y columna, pero también se presenta en las manos, tanto en hombres como en mujeres. Y esta realidad, advirtieron especialistas, se agravó porque la pandemia por COVID-19 y las cuarentenas dispararon más esta enfermedad debido al sedentarismo y aumento de peso.
El presidente del Colegio Mexicano de Ortopedia y Traumatología, Jorge Negrete, explica al respecto:

“Se trata de una enfermedad crónico degenerativa que tiene que ser tratada por un equipo multidisciplinario. La osteoartritis es la enfermedad reumática más frecuente en el mundo, además de ser una de las principales causas de dolor articular y discapacidad en la población adulta y adulta mayor. En México se estima que esta enfermedad ataca a 11.7% de las mujeres y 8.7% de los hombres”.

Los principales síntomas los detalla el geriatra y académico de Salud Pública de la Facultad de Medicina de la UNAM, Luis Antonio de Alba Galindo:

“Las personas con osteoartritis tienen características específicas empiezan con debilidad muscular, deformidad de la articulación, pérdida posterior de la función, limitación del movimiento, chasquidos o crepitación de la articulación, rigidez matutina, dolor, y la edad es uno de los factores de riesgo más importantes: 50% de los mayores de 50 la padecen y es una de las enfermedades articulares más frecuentes”.

Ante estos síntomas, el especialista hace las siguientes recomendaciones:

“La osteoartritis está relacionada con el peso, con la alimentación. Hay que bajar de peso, hacer ejercicio de manera constante, una dieta hipocalórica baja en proteínas. Nosotros nos conformamos que haga ejercicios isométricos con ligas y que los que puedan hacerlo caminen por lo menos 15 minutos al día, dentro de los tratamientos tradicionales tenemos analgésicos, antiinflamatorios no esteroides, terapias intra-articulares”.

Rocío López Fonseca

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here