Apenas con 15 policías y tres patrullas, San Cristóbal de la
Barranca hace frente a la delincuencia organizada y, por ello, su presidente municipal Isauro Sánchez Santana pide que se blinde la frontera con Zacatecas con personal militar. En menos de un año, ese municipio ha sido escenario de los más cruentos enfrentamientos con el crimen organizado en la historia de Jalisco.

Banner opinion

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here