Venados de Mazatlán de México se tituló campeón invicto de la Serie del Caribe 2016 este domingo al derrotar 5×4 a Tigres de Aragua de Venezuela en una cerrada final disputada en el estadio Juan Marichal de Santo Domingo, República Dominicana.

La corona es la número nueve de México en el torneo caribeño de béisbol, y la cuarta en los últimos seis años, lo que los confirma como los jerarcas regionales en las ligas de invierno (boreal) durante esta década.

México, que ganó sus seis encuentros, dejó en el terreno a Venezuela con un cuadrangular solitario del designado Jorge “Chato” Vázquez en el noveno episodio, en conteo de dos bolas sin strikes frente al pitcher derrotado, Renee Cortez.

En un partido sumamente parejo, México tomó la delantera en el tercer inning, con sencillo del camarero Esteban Quiroz, que llegó a segunda base con sacrificio del receptor Sebastián Valle. Quiroz anotó la primera con indiscutible del leftfielder Chris Robertson, quien llegó hasta la segunda base con el tiro desde los jardines a la goma.

Otro sacrificio, esta vez de Jeremías Pineda, y wild pitch de Freddy García, trajeron al plato la segunda de los Venados.

El abridor mexicano Eddie Gamboa había silenciado a los bates venezolanos -los mejores del torneo, con promedio de .322- hasta el quinto episodio, cuando sencillo de José “Cafecito” Martínez y cuadrangular de Hernán Pérez por el jardín izquierdo al primer lanzamiento, pusieron el empate a dos carreras en la pizarra.

Los Tigres de Aragua se fueron arriba 4×2 en el séptimo episodio cuando “Cafecito” Martínez se embasó por ponche y wildpitch, sencillo de Hernán Pérez y toque de sacrificio del receptor Sandy León, que llegó a salvo a primera con el tiro a tercera base, dejando corredores en todas las almohadillas sin outs.

Hit de Teodoro Martínez impulsó a Martínez, y Pérez fue out en la goma. Después de boleto a Querecuto, un elevado de sacrificio de Alex Romero impulsó a León.

Reacción mexicana

Mazatlán de inmediato reaccionó con dos outs en el mismo séptimo inning, cuando Betancourt bateó sencillo, y llegó a tercera por error del inicialista de Aragua Félix Pérez en rolling al pitcher de Esteban Quiroz, que aprovechó para alcanzar la segunda almohadilla.

Hit de Sebastián Valle ante el relevista Jesús Sánchez trajo a la goma las carreras para empatar el encuentro hasta el batazo de Vázquez en el noveno.

El manager campeón, Juan José Pacho, manifestó tras el partido que estaba “orgulloso de mi equipo porque nunca bajaron la cabeza. Nunca nos metimos en la cabeza que ya habían acabado con nosotros. Al contrario, el béisbol da oportunidades y mas cuando las buscas, y este equipo las busco. Y somos los campeones”.

El héroe de la corona de Mazatlán había reforzado a los propios Tigres de Aragua en el torneo venezolano durante la ronda semifinal y parte de la final, siendo uno de los artífices del campeonato de los venezolanos en su país.

Y tras dar el batazo decisivo dijo a la prensa, visiblemente emocionado, que “hay sentimientos encontramos porque le tengo mucho cariño a ese equipo” pero aclaró que “ya dentro del terreno no somos amigos”.

Vázquez jugó con Aragua hasta que la súbita muerte de su padre lo hizo retornar a México, mientras ese equipo jugaba la final del torneo venezolano.

“Son muchas emociones, me pongo contento pero triste porque perdió el equipo que me enamoró en Venezuela, pero ahora celebra México” dijo Vázquez, quien dedicó “el título a mi familia, a mi padre, que acaba de morir y a toda esta gente bonita”.

El manager derrotado, Eduardo Pérez, manifestó que estaba orgulloso de su equipo, pero consideró que “no fue un buen juego para nosotros, a pesar de que dimos más hits que ellos”.

Mazatlán conectó seis imparables, mientras que Aragua bateó 12 incogibles.

Todo por una jugada 

Pérez explicó que “no corrimos bien las bases, no hicimos lo que teníamos que hacer. Una jugada fue la que cambió el transcurso del encuentro”, en referencia al error de Pérez que abrió la brecha para México.

El manager de Aragua concluyó reiterando una de sus advertencias durante la serie: “si no mejorábamos la defensa no íbamos a llegar a ningún lado”.

Para los Venados de Mazatlán es su segundo título, el primero desde el año 2005, cuando fueron campeones en su propio estadio.

El pitcher ganador fue Steven Hensley (1-0) y el derrotado Renee Cortez (0-1).

El jugador de los Tigres de Aragua, José “Cafecito” Martínez, fue elegido como Jugador Más Valioso del torneo, al batear  para .480 puntos de promedio, con 12 incogibles en 25 veces al bate, un doble, dos triples, un jonrón, siete carreras empujadas, y un promedio de embasado de .500.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here