Fotografía; Rocío López Fonseca
Guadalajara, Jalisco.

Mientras en Guadalajara hay molestia porque se va, los vecinos de San Martín de las Flores, en Tlaquepaque, están muy contentos con la próxima apertura del Hospital Materno Infantil, pero piden arreglos en las inmediaciones del inmueble ya que toda el agua del Cerro de la Cruz desciende y escurre, inundando las calles de tierra que circulan al nuevo hospital.

Al respecto, habla Mónica Flores:

“Por el hospital, estamos pidiendo si nos pueden ayudar a hacer una boca de tormenta aquí, porque en temporada de lluvias baja toda el agua del cerro y se viene para acá. no nos afecta tanto a nosotros, pero acá hay una casa que sí se inunda. Entonces, hace falta una boca de tormenta aquí y yo creo que arriba para que fuera menos el agua que bajara. -¿Es mucha agua del cerro que baja?- Pues sí, de hecho casi viene todo de bajada”.

Para Santa Cecilia Cruz, el hospital será muy útil para toda esta zona, ya que ellas tenían que irse hasta el Hospital Civil de Guadalajara:

¿Contenta porque va a abrir el hospital?

“Sí muchas gracias a Dios, a ver cómo funciona, para traer a los niños y sobre todo a las mujeres que están aliviándose. -¿Antes hasta dónde se iba?- Yo tuve un problema, yo cuando me junté me iba al Hospital Civil pero ya no fui porque se presentó el problema del COVID-19”.

En un recorrido hecho por Canal 44, se constató que ya se realizan obras en los alrededores del hospital. Por lo pronto, hay maquinaria que aplana las brechas aledañas al espacio, ya que se carece de bocas de tormenta o de pozos de absorción en sus inmediaciones.

Fotografía: Rocío López Fonseca
Rocío López Fonseca

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here