El cantante Gerardo Ortiz habló en rueda de prensa respecto a su video musical “Fuiste mía”, que ha generado polémica debido a su contenido, en el cual hace apología del feminicidio, en una finca con antecedentes  delictivos y con la participación de policías y patrullas de Zapopan sin autorización oficial.

Ortiz declaró que el rechazo de parte de autoridades y personas en contra del video ha sido una “horrible publicidad”, sin embargo consideró que el contenido del videoclip sirvió para crear “conciencia en millones de personas de lo que es el feminicidio, que es una palabra que pues en realidad mucha gente no la conocía”.

Y que también ha sido útil para “todas estas organizaciones que defienden pues los derechos de la mujer se podría decir en este caso, pues hayan podido utilizar o de alguna manera entender con mi plataforma de mi música, mis canciones, ahora que es este video y pues puedan defender pues sus derechos”.

Argumentó que la historia del video es solo “entretenimiento” y “ficción”, y que verlo es responsabilidad de cada persona, igual que ver una serie o una película.

Al ser cuestionado sobre la finca donde se filmó la producción y la participación de patrullas y policías de Zapopan, el cantante señaló que “ese es asunto de la casa de producción, que ellos son los que se encargan de arraigar y hacer lo que tienen que hacer para lograr hacer la producción”.

También defendió que la historia del video “no es una realidad. Hay que entender el margen de lo que es real a lo que es irreal, es una distancia muy grande, muy grande y eso es algo que se tiene que respetar”.

Gerardo Ortiz comentó que él y su equipo conocían la historia del videoclip desde el inicio, la cual eligieron porque tenía “un final impactante” y “de eso se trata el entretenimiento, de impactar al público y de narrar la historia de la letra de la canción”.  

Tras el rechazo de defensoras de los derechos de las mujeres y autoridades de los tres niveles de gobierno, quienes han pedido retirar el video, Ortiz aseguró que no ha recibido ninguna petición oficial para removerlo de Internet.  

Entre los distintos cuestionamientos al cantante, se le preguntó si tenía una responsabilidad por emitir el mensaje –con apología de violencia- en su video y si se disculparía públicamente por ello, a lo cual respondió de forma divagada sin dar una respuesta clara.  

Dijo que el video no ha repercutido en cancelaciones de sus eventos, puesto que las suspensiones recientes fueron “por otras cosas”.

El cantante afirmó que nunca ignoró el rechazo que el video ha causado en las últimas semanas, y que ha derivado en “peticiones sociales, lo que nos ha atormentado en las redes”.

Admitió que si tuviera la oportunidad de modificar el video “buscaría alguna otra forma junto con mi equipo que impacte de la misa manera y a lo mejor no tenga ese efecto”, sin embargo, reconoció que con el videoclip actual “no me arrepiento en ningún momento”.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here