El número de muertos por la explosión de un camión cisterna en el estado mexicano de Tabasco (sureste) subió a 18 este lunes, once días después del siniestro que ocurrió cuando un grupo de pobladores intentaba robar el combustible del vehículo, informó la fiscalía local.

“Suman ya 18 las personas fallecidas del accidente (que se produjo en la) carretera Cárdenas-Coatzacoalcos”, a unos 720 km de Ciudad de México, indicó la dependencia a través de su cuenta de Twitter.

El balance de muertos -que incluye a cuatro menores de edad- se ha venido incrementando desde el 26 de marzo, cuando ocurrió la explosión cerca del municipio de Huimanguillo (Tabasco). 

En ese momento, un grupo de personas trataba de robar gasolina de un camión cisterna que había impactado contra unos árboles, a pesar de la advertencia de las autoridades para que se retiraran de la zona.

Dos personas murieron en el lugar de los hechos y una veintena más sufrió heridas graves.

Tabasco es un estado con una importante actividad petrolera y donde el crimen organizado se dedica, entre otras actividades, al robo de combustible.

Tan sólo en 2014, la petrolera estatal mexicana Pemex identificó 3.674 tomas clandestinas en ductos en todo el país destinadas al robo y reventa de combustible.

Café chejov cuadro

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here