Términos como “peor” o “cínico” han sido rebasados por los actores políticos, perdiendo su poder de significación lingüística, dice Roberto Castelán en su colaboración para Medios UDG Noticias con Karla Planter.

Banner opinion

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here