En medio de continuas violaciones al cese al fuego pactado en Minsk entre el ejército de Ucrania y las fuerzas prorrusas, la población vive una situación cada vez más acuciante. 

Más de 5.600 personas han muerto en diez meses de conflicto. 

Según el Programa Mundial para los Alimentos de la ONU, un operativo de emergencia trata de alimentar a cerca de 190.000 desplazados por el conflicto y a civiles atrapados en la región de Donetsk. 

“Es una gota en el océano. Las necesidades son grandes. Ahora mismo están entregando comida esperando que se mantenga el cese al fuego y seamos capaces de entregar alimentos a unas 60.000 personas cerca del frente de batalla”. 

Pero el fuego cruzado continúa. 

Según anunció este jueves el ejército de Ucrania, por lo menos 90 soldados fueron capturados y 82 están desaparecidos después de que los separatistas prorrusos se apoderaran de la ciudad de Debaltsevo. 

Además, se confirmó la muerte de 13 soldados y un total de 157 miembros del ejército heridos.

En este contexto, la Unión Europea condenó la clara violación del pacto, en un conflicto que parece distar mucho de llegar a su fin. 

Urban beat

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here