Fotografía: EFE/ Juan Manuel Blanco.
Tapachula, Chiapas.

La nueva caravana con miles de migrantes haitianos y centroamericanos que estaba varada en Chiapas, logró este martes negociar con el Instituto Nacional de Migración (INM), mientras que la primera caravana se mantiene en el estado de Veracruz.

Los migrantes, que pretendían llegar a la Ciudad de México, aceptaron ser trasladados a 10 estados del país y continuar con su proceso de regularización con la opción de poder trabajar legalmente en territorio mexicano.

La caravana de migrantes se mantuvo cinco días en tránsito por Chiapas, recorriendo 107 kilómetros desde Tapachula hasta Mapastepec.

Héctor Martínez Castuera, director general de las oficinas de representación del INM, aseguró que esta dependencia ha tenido siempre la disposición de atender a todos los migrantes que de forma irregular pisan el país orillados por cuestiones de violencia miseria, pobreza y desastres naturales.

“Ahora que están en nuestro país pretendemos que tengan una estancia regular”, indicó.

Los migrantes ahora serán trasladados en autobuses que los llevarán a los estados de Puebla, Estado de México, Hidalgo, Querétaro, Colima, Jalisco y Guerrero, Guanajuato donde les entregarán sus tarjetas y podrán acceder a una oportunidad de empleo.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here