El gobierno del mexicano Enrique Peña Nieto negó haber contratado asesores que supuestamente intervinieron correos y teléfonos de sus rivales para favorecerse en la campaña presidencial de 2012, como publicó este jueves el medio estadounidense Bloomberg basándose en el testimonio de un hacker detenido.

El artículo recoge el testimonio del hacker colombiano Andrés Sepúlveda, en cárcel desde 2014 acusado de espionaje para perjudicar los diálogos de paz con la guerrilla de las FARC, en el que explica que durante años trabajó bajo las órdenes del asesor venezolano Juan José Rendón para hacer campaña sucia en favor de partidos de varios países de América Latina, entre los cuales el del presidente mexicano.

Sepúlveda asegura que en la campaña de 2012, en la que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) de Peña Nieto regresó al poder tras 12 años en la oposición, la empresa de Rondón recibió 600.000 dólares del partido para esparcir rumores falsos por Twitter a su favor o intervenir los teléfonos y correos de los candidatos opositores Andrés Manuel López Obrador y Josefina Vázquez Mota y su equipo.

“Rechazamos cualquier relación entre el equipo de la campaña presidencial de 2012 con Andrés Sepúlveda o que se haya contratado al consultor J.J. Rendón”, señaló la Presidencia mexicana en un comunicado.

“También rechazamos el uso de la información y metodologías planteadas por dicho artículo”, añadió la dependencia, asegurando que la planeación, dirección y ejecución de la campaña del PRI fue realizada por dirigentes, militantes y simpatizantes del partido.

La Presidencia recalcó que el PRI se apegó a la ley y que el triunfo de Peña Nieto “obedece, única y exclusivamente al respaldo libre, informado y mayoritario del electorado mexicano”.

Ante las denuncias de Bloomberg, el excandidato López Obrador (izquierda) dijo en su cuenta en Facebook que está convencido que fue espiado tanto en la campaña de 2006 como en la de 2012. Lo que denuncia Sepúlveda en Bloomberg “no es ninguna novedad, aunque sea repugnante y malvado”, aseguró.

Jesús Zambrano, presidente de la Cámara de Diputados y dirigente del partido de la Revolución Democrática (PRD) con el que compitió López Obrador, dijo al periódico Reforma que las acusaciones deberían ser investigadas por la fiscalía general.

“En la campaña había la certidumbre de que eso sucedía, pero nunca lo pudimos acreditar ni demostrar. Es muy difícil, son practicas socorridas en las campañas (…) es muy triste que vivamos en esa situación en México, no hay transparencia ni competencia libre entre los partidos”, dijo Gustavo Madero, diputado y expresidente del partido Acción Nacional (PAN, conservador) con el que ganaron la Presidencia Vicente Fox (2000-2006) y Felipe Calderón (2000-2006).

Sepúlveda dijo a Bloomberg que este tipo de campañas sucias también las realizó para partidos conservadores en elecciones presidenciales de Nicaragua, Panamá, Honduras, El Salvador, Colombia, Costa Rica, Guatemala y Venezuela.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here