El caso del bebé Florentino, que publica hoy el diario El Universal, que a los 32 días de nacido perdió a sus padres en un enfrentamiento entre delincuentes y policías, además de recibir impactos de bala, ejemplifica las consecuencias y efectos que miles de niños pagarán el resto de su vida por vivir esta violencia cotidiana, dice Roberto Castelán en su colaboración para Medios UDG Noticias con Karla Planter.

[pro_ad_display_adzone id=58758]

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here