Fotografías: EFE/Mario Guzmán.
Ciudad de México, México.

Andrés Manuel López Obrador afirmó que “es normal” el despliegue de Fuerzas Armadas en las fronteras ante el avance de la caravana migrante que esta semana partió del sur con cerca de 15 mil personas.

“Es normal lo que se está haciendo, no hay un plan especial”, manifestó el mandatario durante su rueda de prensa matutina desde el Palacio Nacional.

El presidente afrontó cuestionamientos de la prensa por el despliegue de casi 30 mil elementos del Ejército en las fronteras norte y sur en tareas migratorias.

López Obrador respondió que cuando regrese el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, quien asistió en su representación a la Cumbre de las Américas en Estados Unidos, se reunirá con él para revisar el asunto migratorio.

“Fundamentalmente por las elecciones en Estados Unidos, para hablar con claridad, desde luego la gente está necesitada, quiere trabajo”, señaló el presidente mexicano.

Denunció que desde hace cinco años, desde la gestión del presidente Donald Trump, el Gobierno mexicano ha buscado apoyo para Centroamérica, pero “no ha habido respuesta”.

“Se habló de 4 mil millones de dólares y en cuatro o cinco años no han destinado nada”, criticó.

En cambio, enfatizó, “autorizaron los legisladores de Estados Unidos esos que hablan de que les preocupan los derechos humanos como (Marco) Rubio y el otro señor, Ted Cruz y el (Robert) Menendez, esos senadores, casi por unanimidad, creo que faltó uno, autorizaron 40 mil millones de dólares para armas a Ucrania”, lamentó.

Además, criticó a legisladores del Partido Republicano por acusarlo de multiplicar la presencia del crimen organizado en México y llamó a Cruz y a Rubio a aportar pruebas en su contra, si las tienen.

Organizaciones civiles han denunciado en diversas ocasiones abusos de las autoridades y militares al tratar de contener la ola migrante con redadas y detenciones.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here