Fotografía: @20m
La Paz, Bolivia.

El niño boliviano al que le fueron extirpados los dos riñones, uno de ellos sano, viajó a Brasil para someterse a un tratamiento especializado contra el cáncer en un hospital de San Pablo, informaron este martes las autoridades de salud.

El niño de 8 años Sebastián JP partió en compañía de sus padres y dos médicos, para ser ingresado en el instituto de tratamiento de cáncer infantil del hospital de la Universidad de San Pablo, según la oncóloga Yolanda Ernst, miembro del equipo local que atendió al menor.

El caso de Sebastián conmocionó al país, al revelarse que un médico de un hospital oncológico de Santa Cruz le extrajo a principios de septiembre los dos riñones por error. El niño tuvo que ser conectado de manera inmediata a un equipo de diálisis para mantenerlo con vida.

El tratamiento de Sebastián será gratuito debido a la condición económica de los padres del menor, apuntó Ernst.

Inicialmente el paciente tenía un tumor en un riñón, pero ahora el cuadro se ha complicado al hallarse que el cáncer hizo metástasis en los pulmones, según el informe médico.

La justicia investiga aún por qué le fueron extirpados los dos riñones, mientras varios sectores expresaron indignación debido a que el médico que realizó la cirugía, Róger Moreno, había sido sancionado con cárcel por un caso anterior.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here