Lider EI
Fotografía: The National
Riad, Arabia Saudí.

La coalición árabe liderada por Arabia Saudí anunció hoy la captura de Abu Sulayman al Adani, “emir” responsable de la filial del grupo yihadista Estado Islámico (EI) en el Yemen y considerado un terrorista por Estados Unidos.

En un comunicado, el portavoz de la coalición, Turki al Malki, afirmó que la captura se produjo el pasado 3 de junio y en la operación, que duró 10 minutos, se detuvo también a otros “terroristas” en un lugar que no se identificó porque continúa la investigación.

Al Adani, que se encuentra en la lista de terroristas por Estados Unidos y otros países del Golfo desde 2017, fue recomendado por el líder del EI, Abu Bakr al Bagdadi, para ser el “responsable” de la filial del EI en el Yemen, cargo que ocupa desde marzo de 2017, según Washington.

A las 9.20 horas del domingo, 3 de junio, las fuerzas navales saudíes con la cooperación de las fuerzas especiales yemeníes llevaron a cabo una operación exitosa que resultó en la captura del líder de la filial del Estado Islámico en el Yemen, conocido como Abu Usama al Muhajir, así como otros elementos del grupo terrorista, incluyendo el cabecilla de las finanzas de la filial del EI en el Yemen“, se apunta en la nota.

Al Malki explicó que en la casa en la que fue arrestado había también tres mujeres y tres niños, que no fueron heridos durante la operación ni tampoco hubo “daños colaterales a los civiles”, se indicó.

Sin embargo, el portavoz no dijo si los detenidos sufrieron heridas y tampoco si la redada fue en el Yemen.

Al Malki afirmó que todos los detalles de la operación estarán disponibles en el futuro, sin precisar una fecha, y adujo que esto “es considerado un golpe duro” para el EI, “especialmente en el Yemen”.

Pocos datos se conocen sobre la identidad de Al Adani, aunque según Washington nació el 13 de enero de 1988 y tiene doble nacionalidad yemení y jordana.

Se convirtió en líder de la filial del EI en el Yemen en 2017, después de ser recomendado en 2013 por Al Bagdadi.

La filial del EI en el Yemen se formó en noviembre de 2014, cuya posición de líder de la organización la ocupó entonces Nassir al Harbi, conocido como Abu Bilal al Harbi, hasta la llegada de Al Adani en 2017, quien había servido antes como comandante militar en el grupo extremista.

El 25 de octubre de 2017, el Departamento del Tesoro estadounidense nombró a Al Adani como “Terrorista Global Especialmente Designado” debido a que “actuaba para o en nombre del EI en el Yemen”, una designación que conlleva sanciones y que también aplicaron Arabia Saudí, Baréin, Kuwait, Omán, Catar y Emiratos Árabes Unidos.

La filial del EI en el Yemen se encuentra activa en el sur y sureste del país, donde también opera el grupo Al Qaeda y, en ocasiones, pelean entre ellos por el control de las zonas.

Las dos organizaciones han aprovechado el vacío político y el caos en el país parea expandirse en un momento en el que el Yemen es escenario de la peor crisis humanitaria del mundo, según la ONU.