Asunción, Paraguay

El arzobispo de Asunción, Edmundo Valenzuela, pidió este miércoles perdón a las mujeres por “las ofensas y pecados” que sufren, días después de provocar una polémica por quitarle importancia a la detención de un sacerdote acusado de acoso sexual.

“Compartimos las angustias y tristezas por el sufrimiento, marginación, explotación que experimentan muchas mujeres de nuestra sociedad y de nuestra Iglesia. Les pedimos perdón por las ofensas y pecados cometidos”, expresó el prelado en un comunicado coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer.

Valenzuela también hizo un llamamiento para que los hombres hagan “un cambio de mentalidad” y frenar los abusos.

“Dios derrama lágrimas al ver a sus hijas abusadas y maltratadas”, aseguró. “Estas lágrimas son para nosotros, varones, un llamado muy fuerte a un cambio de mentalidad y de trato”.

El arzobispo se vio envuelto en una polémica hace una semana por sus controvertidas declaraciones favoreciendo a un sacerdote detenido por manosear a una mujer.

Valenzuela dijo entonces que no valía la pena hacer “de una piedrita una montaña”, en relación al caro del cura.

El arzobispo pidió perdón por sus comentarios tras afirmar que fueron mal interpretados.

Con ocasión del Día de la Mujer se celebraron varias manifestaciones de reivindicación en la capital y el interior de Paraguay.

En el puente internacional “Roque González”, que une la ciudad paraguaya de Encarnación con la argentina Posadas sobre el río Paraná, mujeres de ambos países se fundieron en un emotivo abrazo solidario durante el que entrelazaron banderas de ambas naciones.

El presidente paraguayo, Horacio Cartes, remarcó que su gobierno está comprometido en defender el derecho de las mujeres.

“Nos unimos al movimiento mundial en honor a las mujeres. Protejamos sus derechos, ofreciendo oportunidad y respeto, por un país más justo”, expresó Cartes en Twitter.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here