Fotografía: EFE/Stringer
La Paz, Bolivia.

El Cementerio General en La Paz se ha transformado en un gigantesco lienzo en el que trece artistas de Bolivia, Chile y Argentina han convertido el camposanto en una galería a cielo abierto que invita a reflexionar sobre la vida, la muerte y sus rituales.

Con los años, las paredes de este cementerio han ido adquiriendo color a través de vistosos murales que se pintan en el festival Ñatinta, que ya se encuentra en su séptima versión, y que ha hecho de este camposanto un lugar “único”, comentó Magda Rossi, parte del colectivo “Perrosueltos”.

Fotografía: EFE/Stringer

Este año el colectivo que organiza el festival eligió como temática la vida y la muerte y seleccionó a 13 artistas de Bolivia, Chile y Argentina entre unos 60 proyectos para que pintaran murales en este camposanto como antesala a la festividad de Todos Santos y el Día de los Difuntos en el país.

Bajo la creencia de que los espíritus de los difuntos bajan a este mundo para compartir con sus familias y amigos, cada 1 y 2 de noviembre sus seres queridos les reciben con dulces, comida y otras ofrendas que les preparan en un altar en sus hogares.

Fotografía: EFE/Stringer

Es así que en esta versión los artistas reflexionaron sobre

“la vida, la muerte, este retorno a la tierra como parte del ciclo”

Pero también su relación con la naturaleza, indicó Rossi.

Los artistas comenzaron a pintar el 21 de octubre y finalizaron sus obras el 27 de este mes dejando 13 murales nuevos que se suman a casi el centenar de los mismos que ya se han pintado en otras versiones en ese espacio.

Fotografía: EFE/Stringer

“Es una galería al aire libre que no tiene costo (…)

y pensamos que es la mejor manera de utilizar el arte en lugares que a veces de por sí pueden ser un poquito no tan acogedores o en todo caso difícil de mantener o un poco tristes y pensamos que realmente es un cambio importante”, sostuvo Rossi.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here