Fotografía: EFE/José Méndez.
Ciudad de México, México.

Tras su accidentada llegada a la Ciudad de México, la caravana migrante pidió que el Gobierno federal regularice la situación migratoria de muchos de sus miembros, mientras otros se preparan para partir hacia Estados Unidos.

Según las autoridades capitalinas, la caravana que salió en octubre pasado de Tapachula, en Chiapas, fronterizo con Guatemala, y llegó la noche del domingo a la CDMX está formada por 321 personas.

La mayoría de los migrantes centroamericanos y haitianos tienen claro que quieren llegar a Estados Unidos, pero muchos creen que quedarse, al menos un tiempo, en la ciudad de manera regular podría ser una buena opción.

“Posiblemente estaremos unos días aquí, depende si nos van a entregar papeles y supuestamente arreglar este problema”, dijo Germán Sánchez, un hombre de 55 años proveniente de Honduras que se encuentra en un precario campamento del norte de la ciudad.

“Sería una buena idea, ¿cómo no nos vamos a sentir alegres?”, continuó Sánchez, quien pidió al Gobierno de Andrés Manuel López Obrador y al Instituto Nacional de Migración (INM) que les ofrezcan “apoyo” y resuelvan sus situación migratoria en México.

Muchos salieron de Tapachula por los retrasos en los trámites migratorios y esperan que el Gobierno federal les otorgue su residencia permanente en México.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here