Fotografía: Ignacio Pérez Vega
Guadalajara, Jalisco.

En el fraccionamiento Valle de los Molinos, situado en el corredor de la carretera a Colotlán, en Zapopan, tienen ocho días sin abasto de agua potable.

Vecinos del populoso fraccionamiento, donde habitan más de 90 mil personas, señalaron que el Ayuntamiento de Zapopan, actúa con lentitud, pese a las dificultades que le genera a los colonos, sobre todo, en esta temporada de pandemia, donde las personas deben cumplir con el aseo constante para evitar contagios.

Dolores Scarlett Romero, vecina de Valle de los Molinos, explicó que la versión que les dieron es que se dañó el sistema de bombeo, por un acto de vandalismo, sin embargo, no creen en ello.

“Que un transformador hizo corto, pero que fue por vandalismo. no puede ser por vandalismo, porque la bomba de agua está cerrada. Tiene bardas altas, tiene protección y tiene la puerta con candados, entonces, ¿cómo se metieron a hacer vandalismo?. Desde ese día no tenemos agua; nos cae un minichorrito, pero minichorrito de agua que nos cae”, explicó.

Los colonos se quejaron de que los funcionarios del Ayuntamiento de Zapopan están distraídos en el tema electoral, en lugar de atender los problemas de la comunidad.

Los problemas de escasez de agua potable en Valle de los Molinos ya tienen más de un año y no hubo mejoras luego de que el 9 de julio del año pasado, el alcalde Pablo Lemus, asumió la operación del servicio de abasto de agua que antes prestaba la constructora Javer.

Dolores Scarlett Romero, a nombre de los colonos, pidió al Ayuntamiento de Zapopan que intervengan y resuelvan el problema.

La semana anterior, vecinos de la colonia Lomas del Centinela, bloquearon el tráfico en Periférico Norte, por la falta de agua y los vecinos de Valle de los Molinos en ocasiones anteriores, también han realizado movilizaciones que han afectado el tráfico en la carretera a Colotlán.

Ignacio Pérez Vega