Fotografía: Gobierno de Jalisco
Guadalajara, Jalisco.

Con la llegada de Mi Macro Periférico, la desaparición de rutas sigue dando dolores de cabeza a miles de usuarios que a diario encuentran múltiples dificultades para llegar a sus destinos. Estudiantes, empleados, amas de casa y cualquier persona que necesite transportarse en el nuevo sistema de transporte en horas pico padece este problema.

En estaciones como ITESO, la gente tiene que ponerse en riesgo para esperar alguna alimentadora u otra ruta.

En la zona Sur de la ciudad, la ruta alimentadora T-05 no es suficiente para trasladar a los usuarios que esperan prolongados tiempos para llegar a sus clases, como Jonathan Santana, estudiante de la preparatoria regional de Santa Anita.

Los empleados de este plantel también sufren las dificultades de llegar a tiempo a sus centros laborales, y utilizan incluso medios como los mototaxis.

Ante tal situación, estudiantes y la dirección de este plantel enviaron oficios tanto al gobernador Enrique Alfaro, al secretario de Transporte, Diego Monraz Villaseñor, y Amílcar López Zepeda, director de Transporte Público, explicando la problemática que a diario viven por la desaparición de rutas como la 619 “roja”.

Las redes sociales también han servido como válvula de escape de decenas de usuarios que, en ellas, expresan su preocupación y molestia por llegar demasiado tarde a sus destinos, o bien tener que gastar más en otros medios.

Y, por si fuera poco, las puertas en las estaciones continúan abiertas, lo que representa un grave riesgo para los que esperan el traslado.

Lo cierto es que, pese a la curva de aprendizaje que se vive en los primeros días de funciones, el sistema Mi Macro periférico presenta diversas áreas de oportunidad a mejorar, y que los usuarios continúan padeciendo.

Iván De León Meléndrez

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here