Fotografía: EFE/Jason Escenas.
Nueva York, Estados Unidos.

Los trabajadores de una planta de Amazon en Nueva York han ganado el pulso al gigante tecnológico y tras meses de lucha lograron crear el primer sindicato en EEUU de la compañía, que ha intentado por todos los medios frustrar cualquier iniciativa de organización sindical.

Se trata de la planta JFK8, en el distrito de Staten Island, cuyos trabajadores celebraron al grito de “Sí, se puede” la victoria en las urnas.

“Hemos trabajado, nos hemos divertido y hemos hecho historia. Doy la bienvenida al primer sindicato de Amazon en Estados Unidos”, escribió el líder sindical Christian Smalls, en su cuenta de Twitter, minutos antes de descorchar una botella de champán junto a trabajadores de las instalaciones, donde trabajan unas 6 mil personas.

En total, 2 mil 654 empleados se manifestaron a favor de organizarse, frente a los 2 mil 131 que se mostraron en contra en la votación, cuyos resultados tendrán que ser confirmados por la Junta Nacional de Relaciones Laborales.

“Es oficial, el Sindicato Laboral de Amazon (ALU, según sus siglas en inglés) es el primer sindicato de Amazon en la historia de EE. UU. ¡El poder para el pueblo!”, escribía el sindicato en su página oficial.

Amazon es la segunda mayor empleadora de Estados Unidos, solo por detrás de la cadena de supermercados Walmart, y desde el inicio de la pandemia ha disparado tanto su actividad como sus beneficios y ha contratado a decenas de miles de nuevos trabajadores.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here