río Santiago
Fotografía: Fátima Aguilar /Archivo
Guadalajara, Jalisco.

Comenzaron las lluvias en la ciudad y, con ellas, la etapa más crítica para los habitantes de Juanacatlán y El Salto, quienes viven cerca de la cascada del Río Santiago, extendida sobre el puente que divide a esos dos municipios.

Durante el temporal, las compuertas se abren para dar paso al caudal del río y eso provoca un aumento en los olores fétidos, así como una cascada con mayor espuma por el agua contaminada con desechos residuales e industriales, comentó María Tiburcia Cárdenas, habitante de Juanacatlán.

“Es bien pesado por todos los olores. A veces son bien fuertes, que llegan de repente al estómago. Si ya estamos bien acostumbrados, y de repente llegan los olores, y como que te hace el estómago así; entonces, es mucha la contaminación, que cada día es más por los fraccionamientos, porque en lugar de hacer beneficios, pues no fraccionamientos, industrias… y yo pienso que no se vale”.

A más de un año del macro recorrido que realizó el gobernador, Enrique Alfaro, para presumir y explicar la estrategia de saneamiento del Río Santiago, los habitantes de sus proximidades no la ven reflejada. Para ellos, la realidad es que continúan con un río contaminado y sin calidad de vida, señaló Verónica Meza, habitante de Juanacatlán e integrante del colectivo Un Salto de Vida.

“Él (Enrique Alfaro) ha dicho que se han gastado millones y millones de pesos. No sabemos dónde. Para lo que viene siendo la comunidad de El Salto y Juanacatlán no hemos tenido mejoría ambiental; viene siendo la situación más crítica porque nos desviaron agua limpia que venía de río arriba, la desviaron hacia otras zonas. Entonces, es triste ver que nos están echando la porquería más concentrada”.

La añoranza de sus habitantes de volver a ver a su río limpio y como lo disfrutaron muchos de ellos, la observan cada vez más lejana. Año con año la situación es más crítica en ese caudal, pese a las inversiones que presume el gobernador.

También hace más de un año se prometió trasladar una clínica para enfermos renales y de cáncer a esos municipios. Incluso, se dijo que iban a hacer un padrón para tener una cantidad real de las personas con estos padecimientos. Tampoco les han cumplido.

“El señor (Fernando) Petersen (secretario de Salud), no hemos sabido nada de él desde que estuvo aquí con nosotros en la reunión, en la asamblea. Él prometió, él dijo que iba a ayudarnos con nuestros enfermos. La verdad no se ha visto mejoría; no sé dónde estarán haciendo el hospital, que la verdad no se ha visto, y urgentemente sí se necesita más atención médica porque la clínica 5 la cerraron para Covid-19. Entonces, imagínate una persona con insuficiencia renal y cáncer: tienen que correr hasta Guadalajara”, dijo Verónica Meza.

A unos metros de la cascada, se observa un malecón y una ciclovía que la Secretaría de Infraestructura y Obra Pública (SIOP) contemplaba realizar, con una inversión de más de cinco millones de pesos, para atraer a visitantes a una zona donde se detectaron gases tóxicos. Los vecinos lograron frenar la obra.

Fatima Aguilar

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here