Noche de Fuego máster class
Fotografía: Celia Niño
Guadalajara, Jalisco.

Los involucrados en la creación de la película mexicana “Noche de Fuego” hablaron sobre lo complejo, pero a la vez lo obligado de hacer cine que retrate de cuerpo completo la violencia que se vive en territorios dominados por el crimen organizado.

En la clase magistral organizada por el Festival Internacional de Cine en Guadalajara (FICG), dedicada a hablar sobre la producción de esta cinta, se reunieron los directores Nicolás Celis y Jim Stark, así como la escritora del libro Prayers for the stolen: la adaptación literaria en la que se basó el filme, como detalla Nicolás Celis.

“Para nosotros creo que siempre es importante, como productores, darnos cuenta de cosas que nos interesan o materiales de los que nos queremos apoyar para proyectos, y decidimos comprar los derechos. Después planteamos que Tatiana fuera la directora”.

La película, con duración de 110 minutos y recientemente estrenada, aborda desde los ojos de un grupo de niñas lo riesgoso que es vivir en el Estado de Guerrero, y peor aún: como mujer. La escritora del libro adaptado a esta película, Jennifer Clement, compartió parte de la historia que la llevó a atravesar una década de investigaciones para escribir su obra.

“Le pregunté a una señora en México: ¿Qué estaba pasando en Guerrero? Y me dijo: ‘Uy, pues se están robando a nuestras niñas, y que llegan en camionetas y se las roban. Entonces, estábamos cavando hoyos en las milpas o en los jardines y cuando vemos que llegan estas camionetas, las escondemos en los hoyos’. Y me impactó tanto esa imagen, creo que no dormí en días”.

Noche de Fuego fue dirigida por la cineasta y documentalista mexicana Tatiana Huezo. Esta es la primera película de ficción que ha producido.

Celia Niño

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here