Fotografía: EFE-EPA-MOHAMMED BADRA.
Londres, Reino Unido.

El Gobierno del Reino Unido aseguró este sábado que mantiene con Francia “una asociación fuerte” en temas de inmigración pero sostuvo que, como demuestra el naufragio del miércoles en el Canal de la Mancha, se requieren “nuevas soluciones creativas” para atajar el incremento de las travesías de migrantes en situación irregular.

En declaraciones a BBC Radio 4, el secretario de Estado de Aduanas y Fronteras, Damian Hinds, insistió en que la carta enviada el jueves por el primer ministro británico, Boris Johnson, al presidente francés, Emmanuel Macron, que causó indignación en París, tiene un tono “extremadamente colaborativo y pretendía solo constatar que “hay que profundizar en esa colaboración”.

Los representantes británicos y franceses llevamos años trabajando juntos en estos importantes asuntos“, recordó Hinds.

En su opinión, la polémica misiva -que, entre otras cosas, pedía el retorno a Francia de migrantes procedentes de allí interceptados en Inglaterra-, “reconoce totalmente lo que el Gobierno francés ha estado haciendo y el hecho de que (la inmigración) es un desafío común“.

Pero ahora, particularmente después de la horrible tragedia, debemos ir más lejos, profundizar en nuestra asociación, ampliar lo que hacemos, acordar nuevas soluciones creativas“, subrayó.

En la carta, que fue difundida en redes sociales, Johnson enumera las cinco medidas bilaterales que le gustaría ver para “avanzar más y más rápido” en la crisis migratoria.

Entre ellas, “patrullas conjuntas para evitar que salgan más embarcaciones de las playas francesas“, el despliegue de tecnología y patrullas en las aguas de cada uno y un acuerdo con Francia sobre “devoluciones” (de inmigrantes), así como negociaciones para establecer un pacto de retornos entre el Reino Unido y la Unión Europea, inexistente tras el Brexit.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here