Fotografía: Sergio Navarro
Guadalajara, Jalisco.

La selección Jalisco de pugilismo se prepara para encarar la segunda edición de los Juegos Nacionales CONADE, bajo las ordenes de Rafael Guzmán, apoyado por Ignacio “El Caguamo” Esparza, tiene la fe puesta en una generación que cuenta con cartas fuertes para enfrentar a los estados de Sinaloa y Nuevo León, dos potencias nacionales, como lo es Erick Ramón el “Torito” Arellano quien con 17 años de edad buscará en los 86 kilogramos su primer medalla nacional y así mismo buscar la clasificación a los Juegos Panamericanos Junior.

Arellano quien nació en México, pero desde muy pequeño radicaba en los Estados Unidos, arribó a la perla tapatía hace dos años sacrificando estar lejos de su familia, con la firme convicción de llegar a ser un referente del boxeo.

De un año a la fecha se puso en forma llegando a bajar de la categoría de peso completo a Crucero, ganando mayor velocidad, pero sin perder el punch que lo caracteriza, mismo que se reflejó hace una semana cuando superó en Sinaloa a sus oponentes en combates de preparación que realiza el seleccionado auriazul previo a las competencias nacionales.

En próximos días retornando del concentrado que realizarán los pupilos de Rafa Guzmán en la Ciudad de México, la selección Jalisco de boxeo tendrá un campamento en Puerto Vallarta, Jalisco para de ahí partir a el estado de Sinaloa que será la sede del nacional de la especialidad.

Sergio Enrique Navarro Velasco

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here