Fotografía: UdeG.
Guadalajara, Jalisco.

En la caminata número 81 por la Autonomía, la Salud y la Educación, la comunidad de la Escuela Regional de Educación Media Superior de Ocotlán (ERESMO) y sus módulos de Atequiza, Poncitlán, Tototlán y Zapotlán del Rey, protestaron frente a Casa Jalisco.

La banda de guerra del Módulo de Tototlán avanzó, junto con 360 personas, entre estudiantes, profesores, personal administrativo y padres de familia desde el edificio de Rectoría General hacia Casa Jalisco ante el recorte de 140 millones de pesos destinados a la construcción del Museo de Ciencias Ambientales (MCA) y exigieron el respeto a la autonomía universitaria.

La directora Olga Araceli Gómez Flores, calificó como mala la decisión del gobernador por el recorte al presupuesto del MCA para beneficiar el Hospital Civil de Oriente (HCO), en Tonalá, ambos proyectos prioritarios para la Universidad y la población.

Subrayó que esta Casa de Estudio persistirá en su labor social y académica, aún después de concluida la gestión del gobernador.

“Desde aquí le decimos que algún día dejará de ser gobernador, pero la centenaria Universidad de Guadalajara sigue y seguirá por siempre, a pesar de usted”, concluyó.

También exigieron respeto a la Autonomia los representantes de las organizaciones sindicales de la Universidad del Único de Trabajadores de la UdeG (SUTUdeG), y el de trabajadores académicos de la casa de estudios.

Iván De León Meléndrez

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here