Fotografía: EFE/ Isaac Esquivel.
Ciudad de México, México.

El Gobierno mexicano prometió acabar con la exportación de petróleo en 2023, pero el alto precio del crudo ha beneficiado como nunca las ventas al exterior de Petróleos Mexicanos (Pemex) en medio de un polémico subsidio oficial a las gasolinas que ha costado más de 20.000 millones de dólares.

Durante la primera mitad del año, la petrolera del Estado mexicano obtuvo 16.750 millones de dólares por la venta de barriles de petróleo, lo que significó un 54 % más de ganancias respecto al mismo periodo de 2021, aunque su volumen de ventas disminuyó 5 % en este mismo lapso.

De acuerdo con el último reporte de Pemex, entre enero y junio exportó 5,68 millones de barriles de petróleo, es decir, 290.000 menos que en los primeros 6 meses de 2021.

Fotografía: EFE/ Isaac Esquivel.

El crudo mexicano promedió un costo de 97,8 dólares por barril durante los primeros 6 meses de 2022, con precios desde los 70,9 dólares el barril, al inicio del año, y picos de hasta 119,62 dólares por barril, como el 8 de marzo pasado, según cifras oficiales.

En este contexto, Pemex informó de beneficios netos por 12.703 millones de dólares en el primer semestre de 2022, un dato positivo contra las pérdidas de 22.993 millones de pesos (1.150 millones de dólares) del mismo periodo de 2021.

“(Pemex) estaba en bancarrota y está renaciendo, está saliendo adelante, está siendo rescatada, tiene utilidades, tiene ganancias para el pueblo de México”.

Afirmó este lunes el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here