Foto: Nancy Ángel

Por: Nancy Ángel

Parte de un extenso archivo fotográfico con origen en Tepatitlán llega a Lagos de Moreno gracias a la colaboración del maestro Sergio Martín del Campo, el maestro Miguel Ángel Casillas y la organización del Festival Camino de Ánimas.

“Son aproximadamente entre 9 a 13 obras, vienen de la ciudad de Tepatitlán y son del Archivo Municipal. Afortunadamente tuvimos el enlace con el maestro Sergio Martín del Campo Asencio y el maestro Miguel Ángel Casillas Báez que nos pudieron proporcionar estas obras que son de principios del siglo XX, de 1915 a 1925. Hay fotografías de personas muertas en su ataúd, otras son procesiones, pero sobre todo creo que es mucho el proyectar al panteón Mansión de la Paz y cómo ha sido su proceso de construcción”, expresa Rocío Salas, integrante del Festival Camino de Ánimas.

Conocer parte del ritual de entierro, el recinto y a las personas a través de estas obras fotográficas es también un momento de reflexión, menciona Roció: “Me parece que la cuestión de la muerte nos incumbe a todos hoy en día, después de una pandemia, que vaya, todavía no se termina en sí, pero creo que nos pegó mucho el 2020 y creo que también nos redescubrimos y nos replanteamos la cuestión de la muerte, porque fallecieron muchos jóvenes, parecieron muchas personas, familias enteras que también se fracturaron y creo que esta esta cuestión de la muerte vale la pena verla cómo se veía hace cien años y como la vemos hoy en día”.

Estas piezas fotográficas permanecerán del 28 de octubre y al 2 de noviembre y pronto se le sumará la exposición fotográfica Post Mortem Angelitos: “Son fotografías de niños que también son fotografías post mortem. Nos llamó la atención que hay muchas madres muy jóvenes, adolescentes prácticamente que están con sus niños, y pues es obvio, a finales del siglo IXX y principios del XX las comunidades indígenas y los mestizos, sobre todo los pobres, ahorraban mucho para poder, en algún momento, tomarse una fotografía con sus con sus niños, en este caso, o con sus difuntos. Creo que es una exposición también muy impactante y que vale la pena verse para para este Festival Camino De Ánimas”, comenta Salas, quien añade estas piezas se inauguran el 1 de noviembre en punto de las 5:00 de la tarde en café Kantú.

La invitación a conocer esta exposición permanece abierta al público en general: “Esta cuestión de la muerte vale la pena verla como se veía hace cien años y como la vemos hoy en día, yo creo que hoy en día es impensable para muchos el retratarse con sus muertos, así como se retrataban o retratarlo desde la desde la caja, pero sí es para atrás el público, la de los angelitos también será para todo público, excepto para personas sensibles, porque sí te mueve sobre todo que son niños los que los que vemos en las fotografías”.

La exposición Post Mortem Adultos, de acceso gratuito se expone en la cafetería La Caseta del Puente, ubicada en calle Mariano Azuela No. 481.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here