Ocotlán, Jalisco

El vertedero ubicado en terrenos del ejido de San Luis del Agua Caliente en el municipio de Poncitlán, fue cerrado por autoridades locales luego de que los propios ejidatarios impidieran el paso de los camiones recolectores que descargaban en el sitio, esto como respuesta ante irregularidades e incumplimiento en los convenios con el ayuntamiento de Poncitlán, que permitió que otros municipios como Ocotlán y Zapotlán del Rey hicieran uso del sitio.

La regidora presidenta de la Comisión Edilicia de Aseo Público de Poncitlán, Verónica Lomelí Rodríguez, dio más detalles de las causas del descontento de los ejidatarios de San Luis del Agua Caliente.

“Incumplieron a dos años aproximadamente que no han cumplido con los compromisos que firmaron con ellos y yo digo que estos se deben de cumplir porque los pueblos no son burla, esos tres compromisos son el arreglo de la carretera de la cinta asfáltica de Santa Rosa, La Barca, hasta dentro del pueblo que es la entrada principal, no han cumplido. Están preocupados los pueblos y se hartan, es lógico porque vean la altura a los que vamos de la administración  y ellos sienten que ya cuando van a cumplir este compromiso que hicieron con ellos, el siguiente es el arreglo de los caminos”.

Además del incumplimiento de contrato con los municipios y la falta de arreglo a los caminos también reclaman el cumplimiento del arranque de obra de la unidad deportiva para San Luis del Aguacaliente.

Por otra parte, ninguno de los tres ayuntamientos que hacen uso del vertedero ha hecho algún pronunciamiento oficial, aunque el presidente del ejido de San Luis Fernando Sánchez, confirmó la clausura del vertedero este miércoles por la mañana, además de que ellos harán una denuncia ante el ministerio público en contra del Gobierno de Poncitlán por incumplimiento de contrato.

También la regidora de Morena Verónica Lomelí pudo confirmar que el ayuntamiento de Poncitlán está vaciando los camiones recolectores en un terreno de la comunidad de San Miguel Zapotitlán del mismo municipio, aunque se desconoce la factibilidad del terreno para recibir la basura.

Diego Iván Vera