campamentos tortugueros
Fotografía: Cortesía/José Antonio Trejo
Guadalajara, Jalisco.

Las afectaciones que dejó el huracán “Nora” a su paso por Jalisco no sólo fueron en hogares, escuelas, hoteles, campos de cultivo y caminos. También los campamentos tortugueros en la Costa Sur de la Entidad resintieron los embates del ciclón.

El investigador del Centro Universitario de la Costa Sur, José Antonio Trejo Robles, encargado del Programa de Conservación de Tortuga Marina, mencionó que el campamento más afectado fue el de La Gloria, en el municipio de Tomatlán, donde se perdió prácticamente toda la infraestructura.

El Programa de Conservación de Tortuga Marina de la Universidad de Guadalajara (UdeG) tuvo un mal inicio en la temporada 2021-2022, pues apenas a dos meses de su arranque, los campamentos tortugueros ubicados en la Costa Sur de Jalisco han sido alcanzados por dos fenómenos meteorológicos: el huracán “Enrique”, que azotó las costas de Jalisco a finales de junio, y “Nora”, que causó cientos de daños en su paso por el Estado.

José Antonio Trejo Robles informó que otros campamentos afectados fueron los de Bahía de Navidad y Playa del Coco, en Cihuatlán, donde las pérdidas fueron totales.

“Podemos decir la palabra tal cual, un desastre total, en los tres campamentos que te menciono. para empezar en el campamento de La Gloria perdimos malla sombra en el corral. En las áreas para estudiantes, voluntarios, prestadores de servicio social, perdimos prácticamente todo (…) perdimos todo el techo, perdimos ventanas, perdimos algunas bardas, todas las terrazas se perdieron, las áreas para acampar”.

Además de los daños en la infraestructura, que representan pérdidas económicas, preocupa el desarrollo de las actividades de conservación, pues al no contar con los corrales de anidación se incrementa el riego de saqueo de nidos y caza de tortugas.

“Lo que vamos a seguir haciendo, ya que no tenemos infraestructura y no tenemos forma de tener gente ahí permanentemente, es que vamos a ir constantemente a hacer vigilancia, vamos a pedir el apoyo de la (Secretaría de) Marina para hacer rondines, pues lo que estamos temiendo es que aumente la depredación humana“.

El investigador señaló que nunca en la historia del programa había sucedido algo similar, por lo que solicitó el apoyo de empresas, organizaciones y la ciudadanía para restaurar los campamentos. En 15 días se dará a conocer la estrategia para hacer frente a estas afectaciones.

Gladiola Madera