Fotografía: Gobierno de Zapopan.
Guadalajara, Jalisco.

Al borde de la muerte permaneció un niño por varias semanas, debido a que una pediatra del Hospital General de Zapopan no diagnosticó de manera adecuada al pequeño.

La mamá del niño lo llevó al Hospitalito el 28 de julio del 2019, porque su hijo tenía un fuerte dolor de estómago, así como vómitos y diarreas. La doctora diagnosticó que tenía una infección intestinal y a pesar de que el niño seguía con fuertes dolores, lo dio de alta y nunca le realizó estudios de laboratorio y de imagen a fondo para determinar el origen del dolor profundo que manifestaba.

El visitador adjunto de la Segunda Visitaduría de la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ), Joaquín Campos Lara, narra el viacrusis que el niño y su familia vivieron:

“Días después al no presentar mejoría en su salud la madre lo llevó al Hospital Juan I Menchaca, donde otra pediatra diagnosticó apendicitis muy avanzada y perforada por lo que ordenó su traslado al Hospital Civil Fray Antonio Alcalde para que fuera intervenido quirúrgicamente de manera urgente. El médico que operó al menor de edad informó a los padres que su situación era muy delicada pues tenía el apéndice perforado y presentaba una peritonitis generalizada”.

Debido a esta negligencia médica documentada por la CEDHJ, el niño fue sometido a siete cirugías más, del 4 al 20 de agosto, permaneciendo el niño en estado grave, afortunadamente el pequeño sobrevivió.

La Comisión de Arbitraje Médico también emitió un dictamen donde concluyó que la atención de la pediatra del Hospitalito en este caso fue deficiente.

Por esta razón, la Comisión Estatal de Derechos Humanos determinó que el actuar de la médica pediatra adscrita violó los derechos humanos a la legalidad y seguridad jurídica, a la protección de la salud, así como los derechos del niño, en agravio del paciente menor de edad, por lo que la Comisión emitió la recomendación 25/2022 al alcalde de Zapopan, Juan José Frangie, a que se repare el daño:

“En primer término, para que efectúe la reparación integral del daño ocasionado a la salud de la víctima directa; así como a su señora madre y a su hermano menor de edad, como víctimas indirectas, para lo cual deberán cubrirse todas las medidas de restitución, rehabilitación, compensación, satisfacción y garantías de no repetición que resulten procedentes”.

Además pidió que se implementen protocolos de atención en los Servicios de Salud del Municipio de Zapopan, así como cursos de capacitación y actualización en materia de salud y derechos humanos para todo el personal, entre otras recomendaciones.

Rocío López Fonseca

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here