Fotografía: Gobierno de Jalisco
Guadalajara, Jalisco.

Con música de mariachi, el Gobierno de la Guadalajara celebró el 480 aniversario de la fundación de Guadalajara en Paseo Alcalde. Los mariachis “Imperial” y “Fletes” de Cocula entonaron “Las mañanitas”, “Guadalajara” y “El Son de la Negra”.

En Plaza Guadalajara y en los portales de Palacio Municipal se regalaron cinco mil picones y mil 400 litros de chocolate calientito.

El alcalde tapatío, Pablo Lemus Navarro, dijo que la ciudad se construye por ser mejores personas y mejores ciudadanos en el día a día.

“Como alcalde pido su apoyo muy respetuoso para que, en los pequeños detalles, todos podamos regalarle todos los días, no solamente hoy 14 de febrero. ¿Y cómo podemos regalarle algo a Guadalajara? No tirando basura, siendo amables con las personas. Si vemos un policía en las calles, agradecerle su trabajo; si vemos un trabajador de aseo público, reconocerle su trabajo. Si vemos una persona en situación de calle, ayudarle. Si vemos una persona que vive con alguna discapacidad, auxiliarle en cualquier necesidad que tenga”, afirmó.

Antes, en Plaza Fundadores se realizó una guardia de honor al líder indígena Francisco Tenamaxtli, con la presencia del presidente municipal, del secretario de Gobierno, Enrique Ibarra y del presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ), Alfonso Hernández Barrón. Ahí se presentaron los sonajeros de Tuxpan y se resaltó el encuentro de dos culturas.

Más tarde se realizó una sesión solemne del Pleno del Ayuntamiento, donde se le entregó el premio “Ciudad de Guadalajara” al cantautor, artista plástico y escritor, Pancho Madrigal.

El alcalde resaltó la trayectoria del artista nativo del Barrio de Santa Tere.

“En esta ocasión compartimos la alegría de homenajear a un tapatío distinguido, que, gracias a su inigualable talento artístico como compositor, narrador, pintor y cantautor, ha promovido el orgullo y la riqueza de la mexicanidad a través la música. Por esto y la vasta obra que compone la trayectoria profesional de Pancho Madrigal, nos llena de orgullo hacerle entrega del premio “Guadalajara”, expresó.

El autor de la popular canción “Jacinto Cenobio” dijo que no le gusta hablar en público y que prefería interpretar su emblemática pieza musical, acompañado de su guitarra.

Fotografía: Ignacio Pérez Vega

Gracias a todos los que tuvieron que ver que fuera yo el elegido en esta ocasión. Guadalajara y Jalisco, todos lo sabemos, es un verdadero emporio, semillero de gente con talento, con virtudes y algunos de ellos han sido postulados también. En nombre de ellos recibo este reconocimiento”, enfatizó.

Las presentaciones de mariachis también se realizaron en los barrios tradicionales de Analco, San Andrés, Tetlán, San Juan de Dios y Mexicaltzingo, como una forma de “recuperar nuestras tradiciones”.

Ignacio Pérez Vega

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here