Fotografía: Iván de León
Guadalajara, Jalisco.

El acuerdo que habitantes de Temacapulín, Acasico y Palmarejo tuvieron con el Gobierno federal, al decirle no a la inundación de sus comunidades, tiene una relevancia mundial. Así lo constató en su visita Guillermo Fernández Maldonado, representante en México de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

El representante de la ONU vivió muy de cerca este acuerdo y celebró tal decisión, ya que el tema de la Presa EL Zapotillo tuvo una resonancia mundial por la violación sistemática a los derechos humanos, que fueron transgredidos desde el inicio del anuncio del megaproyecto, hace 16 años.

Recordó que ningún proyecto puede estar por encima de los Derechos Humanos y que toda obra debe ofrecer la información que produciría su impacto en la sociedad con un amplio debate técnico.

Iván De León Meléndrez

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here