evacuados de Afganistán
Fotografía: POOL / AFP
Madrid, España.

Más de un centenar de afganos llegaron este viernes por la tarde a Madrid en el segundo vuelo de evacuación organizado por España desde la toma de Kabul por los talibanes, anunció el gobierno.

“Llegada a la base aérea de Torrejón del segundo avión de las Fuerzas Armadas que realiza labores de repatriación desde Afganistán”, anunció el gobierno en Twitter.

Los 110 afganos llegaron de Kabul vía Dubái, a la base militar de Torrejón de Ardoz, al noreste de Madrid, donde está instalado el centro de acogida de los afganos que trabajaron para la Unión Europea y sus familias.

La hija de una de las familias afganas llegadas a España se perdió a la entrada del aeropuerto de Kabul y se quedó atrás, una muestra del caos que ahí se vive, reveló este viernes la ministra de Defensa española, Margarita Robles.

“Una de las personas que ha entrado con su familia en uno de los aviones (..), en una de las avalanchas ha perdido a una de las hijas, que se ha quedado en Kabul”, dijo Robles a Radio Nacional de España. “Ni los intérpretes podían dar un paso hacia la puerta ni nosotros podíamos ayudarles”, narró.

“Si no entra más gente en los aviones (…) es porque la situación dentro del aeropuerto de Kabul es sencillamente dramática“, aseguró.

En Torrejón de Ardoz esperan a los afganos los 48 compatriotas que llegaron el jueves de madrugada en el primer avión de evacuación organizado por España, en el que también había 5 españoles que residían en la capital afgana.

Desde el centro de Torrejón se tramitará el destino siguiente de los afganos por la Unión Europea. De hecho, este viernes llegó a la base un avión desde París con afganos repatriados por Francia y el jueves otro de Roma.

El sábado visitarán ese centro los dos máximos dirigentes de la Unión Europea, Charles Michel y Ursula von der Leyen, acompañados por el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, y el Alto Representante de la UE para Asuntos Exteriores, Josep Borrell.

Entre los afganos llegados este viernes en el segundo avión español está la capitana de la selección afgana de básquet en silla de ruedas, Nilofar Bayat, que había pedido ayuda para salir del país por sentirse amenazada.

Un club de Bilbao (norte), el Bidaideak, le ofreció un lugar en su equipo, dando pie a una movilización que hizo que Bayat, que trabajaba para la Cruz Roja en Kabul, pudiera subir al vuelo de repatriación español con su pareja.