Guadalajara, Jalisco.

Ante la política de “cero tolerancia” en materia de migración aplicada en semanas recientes por el presidente estadounidense Donald Trump, el gobernador de Jalisco, Aristóteles Sandoval Díaz, afirmó que los gobiernos estatales y el gobierno de la república tienen que unirse para exigir la intervención de organismos internacionales, a fin de frenar la separación de familias indocumentadas.

El mandatario jalisciense señaló que el tema debe revisarse en la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago).

Sandoval Díaz solicitó información para revisar casos de familias jaliscienses que son víctimas de ese trato inhumano del gobierno de Estados Unidos, al mantener a los menores de edad en “jaulas”, sin la presencia de algún familiar o alguno de sus padres.

Las casas del Gobierno de Jalisco en Los Ángeles y Chicago están abiertas a dar asesoría legal a familias de mexicanos divididas por la política de “cero tolerancia”.

Ignacio Pérez Vega