Fotografía: Cortesía
Guadalajara, Jalisco.

Tras los enfrentamientos ocurridos en las últimas horas con la delincuencia organizada y que dejan saldo de tres elementos de la Guardia Nacional muertos, seis más herido y un integrante de la delincuencia abatido, policías estatales y federales reforzaron los límites de Zacatecas con Aguascalientes. Solo se decomisó un arma larga.

Los hechos ocurrieron a las 19:30 horas de este 16 de mayo.

Se habla de dos ataques, el primero en las inmediaciones del poblado Rancho Nuevo, en el municipio de Teocaltiche, en una emboscada.

Los elementos de la Guardia Nacional se encontraron de frente con un grupo de personas civiles armadas a bordo de varias camionetas, quienes sin mediar palabra iniciaron una agresión con armas de fuego.

En este primer ataque, tres elementos de la Guardia Nacional resultaron heridos de bala y fueron trasladados a un hospital para su atención médica, sin que las lesiones pusieran en riesgo su vida.

Ya en un segundo momento, con el apoyo de efectivos del Ejército Mexicano y de la Policía Estatal, en el poblado de San Gaspar, municipio de Jalostotitlán, se introdujeron a un domicilio particular y fueron recibidos a tiros.

Las autoridades repelieron el ataque, que se extendió hasta después de las 23:30 horas, reportándose. En esta incursión Tres integrantes de la Guardia Nacional perdieron la vida, dos de ellos en el sitio y uno más cuando era trasladado a recibir atención médica. Otros tres más resultaron lesionados.

En respuesta, uno de los agresores perdió la vida, asegurándose un arma larga AK-47, calibre, 7.62.

El coordinador General Estratégico de Seguridad, Ricardo Sánchez Beruben, dijo que se convocó a una reunión con los gabinetes de seguridad estatal y federal, acordando en redoblar vigilancia sobre los límites con Zacatecas y Aguascalientes.

Víctor Chávez Ogazón

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here