Latinoamérica debe acelerar vacunas
Fotografía: EFE/ José Pazos/Archivo
Ciudad de México, México.

Las vacunas y pruebas de anticuerpos son necesarias para lograr la inmunidad contra la covid-19, por lo que es apremiante que América Latina agilice la implementación de estas herramientas.

“Estamos en el peor momento de la pandemia, pero han habido buenas noticias con la llegada de las vacunas a la región, aunque es fundamental avanzar mejor y más rápido”, dijo este viernes a Efe Gustavo Olaiz Fernández, director del Centro de Investigaciones en Políticas, Poblaciones y Salud (CIPPS) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

El experto señaló que América Latina está en un punto de inflexión pendiente de una tercera ola, que se teme en algunos países europeos, y con la preocupación de la lentitud del proceso de vacunación en algunos países.

Es por ello que es necesario globalizar y vacunar al mayor número de personas lo más pronto posible, según las conclusiones del foro virtual “En busca de la inmunidad”, organizado por Frontier Review con el apoyo de Roche América Latina, FIFARMA, ALADIVV y la agencia Efe, en el que un grupo de expertos de América Latina debatió sobre las diferentes estrategias a implementar para acelerar la tan ansiada inmunización de rebaño.

“No hay duda que ayuda mucho tener vacunas, pero la situación en la región será delicada y habrá una necesidad de extremar ciertas medidas, indicó Olaiz Fernández. Agregó que el mundo aún se está lejos de lograr una inmunidad colectiva, que supondría acercar la vacunación al 80 % de la población.

Explicó que solo países en Latinoamérica como Brasil y Chile han logrado una rápida vacunación, y no acelerar la vacunación puede generar una mayor circulación del virus, lo que hará que surjan variantes que pueden llegar a ser inmunes a las vacunas.

OPTIMIZAR LAS VACUNAS

Olaiz Fernández destacó que para lograr la inmunidad existen dos maneras: que la población se infecte del virus y sobreviva, lo cual es lo menos deseable, y que haya una vacunación y tratamiento adecuado.

Es por ello que, apuntó, es clave optimizar el uso de las vacunas. Incluso países como Argentina han optado por la vacunación de una sola dosis en vacunas de dos dosis, pues funciona como respuesta a los escasos recursos que tienen para enfrentar la crisis.

Sin embargo, explicó que el virus ha demostrado que cada persona reacciona de manera distinta, razón por la cual las vacunas deben ser suministradas a toda la población y no únicamente a algunos sectores.

VALOR DE LAS PRUEBAS

Alexander Precioso, director de farmacovigilancia del centro de gestión de riesgos y de la seguridad clínica del Instituto Butantan, en Brasil, indicó que la seguridad y eficacia alrededor de las vacunas contra la covid-19, solo podrán ser puestas a prueba cuando los test serológicos se empiecen a aplicar en la población general.

“Las pruebas ayudan a evaluar la respuesta de las personas que desarrollaron con la vacuna y si es necesaria una segunda dosis y en cuanto tiempo”, señaló.

Al ser las vacunas la principal herramienta para afrontar la pandemia, las pruebas de anticuerpos son de enorme valor. “Este tipo de pruebas funcionan para medir la efectividad de la vacuna, algo que se debe empezar a usar prontamente”, puntualizó Precioso.

Los especialistas coinciden en que, independientemente de la duración de la inmunidad, todo el mundo se tiene que vacunar, incluso aquellas personas que ya tuvieron covid-19.

“Mientras se tenga la oportunidad, hay que vacunarse, con la dosis que sea, todas son seguras y aunque puede haber efectos adversos graves, ninguno debe demeritar la importancia de la vacunación, concluyó Olaiz.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here