coordinación fiscal
Fotografía: Gobierno de Jalisco / Archivo
Guadalajara, Jalisco. 

Los gobernadores de la Alianza Federalista, entre ellos el de Jalisco, pidieron al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, posponer unos días la discusión y el debate sobre el Sistema de Coordinación Fiscal para dar paso a la construcción de un presupuesto 2021 que no sea menor al de este año y sobre todo que sea justo.

“Nuestra posición es que ningún estado del país puede recibir menos recursos en términos reales que en el año 2020. Así de claro”, afirman los mandatarios a los que ya han catalogados como “rebeldes”.

En la misiva firmada por Enrique Alfaro Ramírez, gobernador de Jalisco, y sus compañeros de Aguascalientes, Guanajuato, Coahuila, Colima, Michoacán, Chihuahua, Nuevo León, Durango y Tamaulipas, destacan que 2021 “será un año extremadamente complicado para las finanzas estatales y municipales”.

Destaca el documento que “el contar con al menos los mismos recursos por parte de la federación para los estados permitirá atender las necesidades prioritarias de la población en áreas como salud, seguridad, educación e infraestructura y fomentar la reactivación económica nacional”.

Y adelantan que “todos los estados de la república se verán afectados por la caída propuesta en gasto federalizado, por lo que ésta no es una propuesta entre los estados agrupados en la Alianza Federalista. Esta es una propuesta que invitamos a suscribir a todas las entidades federativas del país”.

Los gobernadores le recuerdan al presidente de México que “más recientemente, y sobre todo a raíz de la revisión de la Ley de Ingresos y del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el año 2021, hemos hecho patente nuestra preocupación con la reducción en el gasto federalizado para las entidades federativas para el año que viene, incluyendo la reducción de las asignaciones para temas como infraestructura, seguridad, salud y la importante caída en participaciones y aportaciones presupuestada para 2021”.

Finalmente destacan que “es cierto que la caída en los recursos de las participaciones al amparo de la Ley de Coordinación Fiscal responde principalmente a la contracción en la Recaudación Federal Participable, resultado de los efectos de la pandemia que exacerbó una desaceleración económica que ya se manifestaba desde 2019. Sin embargo, dicha caída trajo a la palestra lo inadecuado de nuestro Sistema de Coordinación Fiscal (el pacto fiscal), particularmente a partir de las modificaciones que se le hicieron al esquema de distribución de las participaciones en 2007”.

Los diez gobernadores esperan pronta respuesta del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

Víctor Chávez Ogazón