Fotografía: EFE/Rolando Enríquez
Bogotá, Colombia.

Aunque el apoyo ha sido inconstante y los incumplimientos han marcado el devenir del fútbol femenino colombiano, las futbolistas han cosechado en 2022 muchos éxitos internacionales que han posicionado al país como una potencia emergente en esta disciplina.

Desde las menores hasta las mayores, las colombianas se han bañado de gloria como nunca antes lo habían hecho y como tampoco lo hacen los varones: subcampeonas de la Copa América; América y Deportivo Cali llegaron a las semifinales de la Copa Libertadores, y la selección sub’17 disputará el domingo el título del Mundial de India con España.

El hito es mucho mayor si tenemos en cuenta que esta es la primera vez en la historia que una selección cafetera, ya sea masculina o femenina, disputa una final de un torneo FIFA.

Fotografía: EFE/Mauricio Dueñas Castañeda

El nombre que destaca en la constelación de nuevas estrellas es el de Linda Caicedo, un prodigio de 18 años que se echó al hombro a las selecciones de mayores en la Copa América, de la que fue elegida la mejor jugadora; el Mundial Sub’20 de Costa Rica, en el que Colombia llegó a cuartos, y en la Copa del Mundo Sub’17 de India.

“Linda Caicedo me recuerda al mejor de nosotros, a Fausto (Faustino Asprilla)”, expresó esta semana el exfutbolista Carlos ‘el Pibe’ Valderrama.

-Reclamos de mayor apoyo-

Pese a que los éxitos han sido grandes, las jugadoras han tenido que mantener una lucha fuera de la cancha para conseguir las garantías que les permitan dedicarse al fútbol de forma profesional, pues muchas de ellas tienen otros oficios para poder sobrevivir.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here