Fotografía: Gobierno de Zapopan.
Guadalajara, Jalisco.

Que sólo son ocho familias, 14 adultos y dos niños los que fueron desalojados después de derribar las viviendas que colindaban con el Arroyo Seco en la Colonia La Floresta, en Zapopan, en un operativo realizado con la Comisión Nacional del Agua (Conagua) en conjunto con la Guardia Nacional.

El alcalde de Zapopan, Juan José Frangie, aseguró que otros habitantes de la zona buscan aprovechar la situación y exigir un apoyo para vivienda.

“El desalojo que se hizo con la Conagua y la Guardia Nacional solamente fueron 14 adultos y dos niños que vivían ahí. Había casinos, bodegas, y esto lo sabe la Guardia Nacional porque el operativo se hizo a las cuatro de la mañana”.

Señaló que, aunque se derribaron 70 inmuebles, no todos eran viviendas y había distintos giros, por lo que sólo apoyará a las personas que realmente vivían en la colindancia al arroyo.

“Nosotros no vamos a permitir que la gente que no vivía ahí quiera que le demos un menaje, que le demos despensa y con la renta. Los que vivían ahí tienen todo el apoyo porque son zapopanos. Tampoco voy a permitir que la gente abuse y quiera sacarle raja”.

Además agregó que:

“Conforme van comprobando que vivían ahí, vamos ayudando, pero yo no voy a ayudar a gente que tenía un casino ahí clandestino”.

Hace algunos días, un grupo conformado por 70 familias se presentó ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ) y señaló ser afectado por este operativo; días después, el municipio lo recibió.

Iván De León Meléndrez

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here