donitas del Centro
Fotografía: Georgina García Solís
Guadalajara, Jalisco.

El olor a donas permanece en el Centro Histórico de Guadalajara, a pesar del desalojo del Edificio Plaza por daños estructurales.

Las Nieves y Donas Fiesta con 74 años de historia dejaron de existir en el cruce de 16 de Septiembre y Pedro Moreno, pero la sucursal ubicada de Pedro Loza continuará abierta.

A ese local se trasladó todo el equipo y concepto del tradicional negocio que abrió sus puertas cuando todavía corría el tranvía frente a la Cátedral Metropolitana.

Las donas de receta importada de California tuvieron su primera sede en la esquina de 16 de Septiembre y Morelos, y desde hace 27 años estaban en el otro cruce con Pedro Moreno.

Siempre habían estado en el Edificio Plaza, del que son propietarios junto con un consorcio inmobiliario, la familia Chalita y otros 20 particulares bajo un régimen de condominio, explicó Javier González, la cuarta generación de su familia a cargo de Nieves y Donas Fiesta.

Los dueños de este negocio con arraigo tapatío hacen un gran esfuerzo para que sobreviva la marca y no despedir personal.

La sucursal que fue cerrada en el Edificio Plaza representaba 50 % de sus ingresos, a pesar de que tienen otra y una fábrica de Nieves.

La familia González no tira la toalla por los 18 empleados que dependen de sus negocios y abrirá próximamente una nueva tienda en Santa Tere. Aclararon que levantan la voz no solo por ellos.

Georgina García Solís