Línea 4 del Tren Ligero
Fotografía: Gobierno de Jalisco
Guadalajara, Jalisco.

Con el voto en contra de la fracción de Hagamos, los diputados de Jalisco aprobaron reformas a la Ley de Proyectos de Inversión y Prestación de Servicios, que incluye un modelo para que el sector privado pueda invertir en “necesidades de infraestructura pública”, y la primera obra a ejecutar se pretende que sea la Línea 4 del Tren Ligero.

Los cambios modifican la proporción de la aportación de recursos financieros, materiales o tecnológicos de privados para estos proyectos públicos. Pasa de un 60 % a un 35 %. Además, el plazo de la vigencia de los contratos entre éstos y el Ejecutivo o municipios podrá ser hasta 40 años y no 35, como estaba antes de la reforma.

También se estipula que la autoridad estatal o los municipios podrán utilizar como fuente de pago a los privados, sus participaciones e ingresos federales, así como establecer cualquier otro tipo de fuente de pago alterna u otros tipos de mecanismos para asegurar el cumplimiento de pago.

Para cada proyecto a realizar se integrará un Comité Administrador con los involucrados en el mismo, y a su vez, éste tendrá un Consejo de Evaluación y Seguimiento para consulta, análisis y opinión.

La coordinadora de Hagamos, Mara Robles Villaseñor, criticó la premura para la aprobación y justificó el voto en contra de su fracción con el argumento de que no fueron incluidas sus modificaciones, que pedían tomar en cuenta a organizaciones civiles relacionadas con la transparencia, rendición de cuentas y evaluación externa como Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, así como Transparencia Internacional.

“La iniciativa que hoy se discute no es una reforma abstracta a una ley general, es un traje a la medida para la aprobación de un proyecto de la Línea 4, en acuerdo con el Gobierno federal y estatal para, eventualmente, favorecer a una presunta empresa a la que se le ha allanado el camino, y de ahí vendrá la contratación de una nueva deuda y nosotros negamos a aprobar otro peso de deuda hasta que no se rinda cuentas sobre la primera y la segunda”.

El consejo quedó integrado sólo por un representante del Ejecutivo o municipios y organismos empresariales.

El coordinador de Movimiento Ciudadano, Quirino Velázquez, defendió que se trata de un esquema benéfico para los gobiernos cuando hay insuficiencia de recursos públicos. Aceptó que la premura es para comenzar con la construcción de la Línea 4.

“Se trata de que avancemos en esta figura para que podamos buscar que sea un referente esta primera obra y se demuestre cómo con las modificaciones y facilidades que se ponen para esta figura, sea tanto accesible y para Estado y Federación también sea rentable para particulares estar en este esquema”.

Al dictamen final se incluyeron algunas modificaciones como que después de 10 días hábiles siguientes a que se integre el Comité de Administración informará la adjudicación del proyecto, remitirá el expediente y va a rendir un informe semestral sobre el avance del mismo.

Además, cualquier proyecto deberá ser sometido a la aprobación de las dos terceras partes de los diputados locales presentes.

Fatima Aguilar

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here