Fotografía: Georgina García Solís - Archivo
Guadalajara, Jalisco.

En el Servicio de Administración Tributaria (SAT) continúa la saturación del sistema de citas para hacer trámites por la emergencia sanitaria.

Aunque hay mejoras, todavía hay límite de citas por día para evitar aglomeraciones en las oficinas y el proceso para obtenerlas es tardado, exhibió el presidente del Colegio de Contadores Públicos de Guadalajara, Jaime Morelos.

“Aquí el tema es que hay que estar al pendiente, normalmente el jueves en la tarde, al medio día es cuando se liberan las citas, así que hay que estar al pendiente porque así cómo se liberan citas se llenan así de fácil. Nosotros nos tocó de experiencia, para poder generar un trámite de inscripción nos tardamos más de dos meses. Hoy te puedo decir que a lo mejor un mes, pero hay que estar muy al pendiente, casi casi hay que dejar una persona revisando cada hora la disponibilidad de las citas”.

Ante estos contratiempos con la autoridad, el presidente del Colegio de Contadores Públicos recomendó a los contribuyentes hacer preferentemente los trámites en línea.

Sólo hay dos procesos que obligatoriamente se hacen presenciales: la firma electrónica de personas físicas y personas morales, y la inscripción de una persona moral.

“En una primera instancia, los trámites que puedan hacer a través de la página, los hagan, estar muy al pendiente de las fechas de vencimiento de las firmas electrónicas, la gran mayoría se les olvida la contraseña o se les pasa el vencimiento de la firma, hay que recordar que tienen una vigencia de cuatro años, hay que estar muy al pendiente de esos vencimientos, toda la renovación la puedes hacer en la propia página sin necesidad de acudir sin manera presencial. Muchos de los tramites se hacen porque se les olvidó la contraseña o se les pasó la fecha de vencimiento”.

Al inicio de la emergencia sanitaria, el SAT suspendió las citas y al reanudarlas se generó un rezago, que incluso fue aprovechado por “coyotes” que empezaron a vender citas.

La autoridad detectó el problema y exhortó a los contribuyentes a denunciarlo, mientras tanto sigue la atención con una capacidad mínima.

Georgina García Solís