propuesta de El Zapotillo
Fotografía: Julio Ríos
Guadalajara, Jalisco.

Aunque afirman que sí analizarán la propuesta que les expuso la Comisión Nacional del Agua (Conagua), habitantes de Temacapulín, Acasico y Palmarejo se mantienen firmes en su postura: que no se inunden los pueblos.

Así lo dejaron en claro durante la reunión informativa sobre el proyecto de la Presa El Zapotillo, que se realiza esta tarde en la plaza principal del poblado de Temacapulín.

“Nosotros seguimos en la misma postura: No a la Presa El Zapotillo, no a la presa en la forma en que estaba concebida, destruyendo nuestros pueblos”, dijo el ex sacerdote, Gabriel Espinoza, quien durante años ha sido parte de la comunidad que se ha opuesto al megaproyecto.

Christian Gómez, habitante de Palmarejo, aseguró que en México ningún pueblo ha logrado lo que ellos lograron tras más de una década de defensa ante la intención de inundar sus hogares.

“Es una lucha de más de 10 años. Analizaremos la propuesta, aunque nuestra propuesta sigue siendo la misma: no vamos a permitir que inunden los pueblos. Una vez analizada la propuesta, la población afectada tomaremos la decisión”.

Luis Villegas, comisario de Acasico, también se pronunció en la misma tesitura: “Gracias a nuestra lucha no permitimos que nuestros pueblos terminen en tragedia”.

El sábado pasado, el Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, pidió a los ciudadanos de esos tres poblados que escucharan una nueva propuesta que les pondrá sobre la mesa la Conagua. Ésta, afirmó, no contempla la inundación de ninguno de los tres poblados.

El director general de la Conagua, Germán Martínez Santoyo, les dijo que “esta reunión sólo es informativa. No se tomarán decisiones definitivas hoy. Y, a diferencia de las anteriores administraciones neoliberales que no tomaban en cuenta a los pueblos, nosotros aquí escucharemos la decisión de ustedes”, señaló.

Julio Ríos