fondo subsidio transporte público
Fotografía: Gobierno de Jalisco
Guadalajara, Jalisco.

La creación del Fondo de Apoyo a los Usuarios del Transporte Público fue bien recibido por los transportistas, tras la aprobación en el Congreso local de la nueva Ley de Movilidad.

Javier Campos Infante, transportista de la ruta C-31 (antes 616), explicó que el subsidio de 50 centavos que el Gobierno de Jalisco les va a dar por cada usuario que seguirá pagando el precio de 9.50, será de utilidad, sobre todo para poder incrementar el pago a los conductores de las rutas empresa.

“Nosotros vemos un aliciente en todo esto, porque de alguna manera esto nos va a dar la oportunidad de mejorar las condiciones laborales de todos nuestros trabajadores, donde actualmente estamos sufriendo un rezago de conductores. Traemos escasez de conductores y esto nos va a dar la oportunidad, tanto el subsidio como la indexación de la tarifa, nos va a dar oportunidad de mejorar las condiciones de los transportistas, como para nuestros trabajadores”, explicó.

La indexación anual de la inflación a la tarifa del transporte público, que se incluye también en la nueva Ley de Movilidad, si bien ya existía en la ley anterior, ahora sí se va a aplicar.

Antes, la condición era que las unidades tuvieran listo el sistema de tarjeta de prepago y que las rutas estuvieran constituidas como ruta-empresa, algo que ya se cumplió, dijo Javier Campos.

La entrega del subsidio a los propietarios de las unidades comenzará a pagarse en enero próximo.

El Gobierno de Jalisco anunció que se van a destinar alrededor de 500 millones de pesos para cubrir los 50 centavos de diferencia entre el pago que hará el pasajero y el costo real del servicio.

“El subsidio empieza a lo que entendemos nosotros, a partir de enero. Tengo entendido que serán 50 centavos por pasaje que los absorbe el gobierno del estado, para que no lo paguen los usuarios. Va a ser por medio de la máquina de prepago. Se va a contabilizar lo que entre en efectivo y lo que entre en tarjeta y se hará el pago a cada unidad, de cada ruta, de cada empresa. También va a contar los pasajeros que paguen en la alcancía. Estamos esperando cómo será el mecanismo exactamente”, dijo.

El único riesgo que ve el entrevistado con la creación del fondo de subsidios es que si bien en estos dos años, al usuario no le van a trasladar el alza en el precio del pasaje, cuando transcurra ese tiempo, podría darse un incremento en una proporción que el público lo resentiría, tal y como sucedió en el gobierno del panista Emilio González Márquez, ya que en ese sexenio hubo dos subsidios a los camioneros y cuando llegó el priista Aristóteles Sandoval, el precio del boleto pasó de 7 a 9.50 pesos.

Ignacio Pérez Vega

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here