Fotografía: María Ramírez Blanco.
Guadalajara, Jalisco.

A pesar de que, a nivel nacional, el índice de la confianza del consumidor incrementó 0.4 puntos, en Jalisco disminuyó 1.39 respecto al mes de febrero, y 0.43 con relación a 2020; es decir, los jaliscienses no se sienten seguros en su situación económica para cubrir las necesidades básicas, y sienten incertidumbre de poder satisfacerlas en el futuro.

Mireya Pasillas Torres, directora de Información Estadística Económica y Financiera, argumentó que esto podría estar ligado a factores como una tasa de inflación alta y eventos geopolíticos como la guerra entre Rusia y Ucrania, que incrementó el precio de los granos de cereales.

“Las presiones inflacionarias están afectando a los hogares, el poder adquisitivo está disminuyendo, las personas están comprando menos con su ingreso y eso posiblemente esté haciendo que la expectativa de los hogares ha disminuido”.

Según los resultados del Indicador de Confianza del Consumidor Jalisciense (ICCJ) del Instituto de Información Estadística y Geográfica de Jalisco (IIEG), cuatro de los cinco subíndices que tienen que ver con la percepción de la situación económica en el Estado cayeron.

Por ejemplo, la cantidad de personas que considera que sus ingresos mejorarán en los próximos 12 meses disminuyó cinco por ciento. Ese mismo porcentaje incrementó para los que consideran que su economía “va a estar peor”.

María Ramírez Blanco

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here