Fotografía: Andrea Gutiérrez.
Guadalajara, Jalisco.

Este miércoles, el Rector General de la Universidad de Guadalajara (UdeG), Ricardo Villanueva Lomelí, rindió su Tercer Informe de Actividades, y el gran ausente fue el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez.

Además, se tenía previsto que el secretario general de Gobierno, Enrique Ibarra Pedroza, asistiera en su representación, pero finalmente no lo hizo. Esto se da en medio del conflicto por el retiro de 140 millones de pesos al Museo de Ciencias Ambientales de esta Universidad.

El Conjunto Santander de Artes Escénicas fue el sitio donde se hicieron presentes personalidades como el ex gobernador Carlos Rivera Aceves, el presidente municipal de Zapopan, Juan José Frangie, y el de Guadalajara, Pablo Lemus, así como rectores y ex rectores, diputados locales, federales, senadores, el presidente del Poder Judicial, Daniel Espinosa Licón, y representantes de cúpulas empresariales.

El presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ), Alfonso Hernández Barrón, reconoció la defensa en esta materia por parte de esta institución de educación superior.

“La Universidad de Guadalajara ha cumplido un papel muy importante en medio de la emergencia sanitaria que atraviesa el mundo y su papel fundamental ha sido el de garantizar derechos, no solamente el tema del derecho a la educación, que lo vienen garantizando en favor de miles de estudiantes, y de trabajo al personal docente, de recreación y de cultura, sino también en favor de la comunidad en general”.

Aseguró que, desde este organismo, se planteó la controversia ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) para que definiera si existía una violación a la autonomía universitaria, tras el recorte de los 140 millones de pesos, pues consideran que hay argumentos válidos desde esta Casa de Estudios, pero ahora deberá resolverse en el amparo.

Ernesto Gutiérrez, presidente del partido local Hagamos, coincidió en que la Universidad jugó uno de los papeles más importantes en la atención de la mayor emergencia sanitaria en Jalisco por el COVID-19.

“Yo creo que, sin duda, nadie le podrá regatear el papel que tuvo durante la pandemia. La realidad es que nunca sabremos cómo hubiera sido el enfrentamiento a este fenómeno sin la participación de la Universidad. Me parece que, desde la elaboración de pruebas diagnósticas, la Mesa de Salud, todo lo que se hizo, fue muy valioso. Entiendo que se alcanzó también la cobertura total en el bachillerato general y me parece que se hace un buen trabajo con las condiciones que están. Lástima que sea eclipsado todo en medio de un conflicto que no debería de existir en realidad”.

Fatima Aguilar

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here