Fotografía: Twitter
Monterrey, Nuevo León.

El exgobernador de Nuevo León Jaime Rodríguez Calderón “el Bronco” (2015-2021) fue detenido este martes por el supuesto desvío de recursos públicos en un caso de 2018, informaron las autoridades locales.

Según confirmó Andrea Gallegos, vocera de la Fiscalía Especializada en Delitos Electoral de Nuevo León, el político fue detenido esta mañana en el estado de Nuevo León.

De acuerdo con los medios locales, fue arrestado cuando salía de un rancho en el municipio de General Terán y ya fue trasladado al penal de Apodaca.

“Ser incorruptibles empieza por no robar, por castigar a los que robaron y desviaron el dinero de Nuevo León a sus campañas. Y aquí ya empezamos”, tuiteó el nuevo gobernador de Nuevo León, Samuel García, acompañado de las etiquetas “Nuevo León Incorruptible” y “Broncofirmas”.

En un breve mensaje por vídeo, sin dar nombres, García señaló: “Quien la hizo la paga, quien robó o desvió recursos públicos a sus amigos, a sus sobrinos, a sus favoritos o a campañas, va a ir a la cárcel”, dijo el mandatario estatal, de Movimiento Ciudadano (MC).

El arresto del Bronco se ha dado por un caso conocido como de las “Broncofirmas” -que llevaba años en manos de la Justicia- un supuesto desvío de recursos humanos y materiales para usar a funcionarios públicos del estado para captar las firmas necesarias para que Jaime Rodríguez pudiera contender a las elecciones a la Presidencia de México de 2018.

Recientemente también se informó de la congelación, de manera precautoria, de dos cuentas de exfuncionarios de primer nivel del Gobierno de Rodríguez Calderón.

Después de tres décadas perteneciendo al oficialista Partido Revolucionario Institucional (PRI), el Bronco fue el primer gobernador independiente de México al ganar en 2015 los comicios de Nuevo León, uno de los estados más ricos del país por su poderosa industria.

El Bronco, como se le conoce popularmente, fue también aspirante independiente a la Presidencia de México en 2018, pero perdió frente a Andrés Manuel López Obrador.

Polémico, llegó a afirmar en campaña que “mocharía” (cortaría) la mano a los ladrones y corruptos.