Dos mexicanas muestran su talento en
Fotograma: EFE/ Walt Disney Animation Studios
Ciudad de México, México.

Detrás de la película “Raya and The Last Dragon” (2021) hay un equipo de más de 450 personas que hicieron posible la historia de una joven guerrera. Entre ellas se encuentran dos mujeres mexicanas, Natalia Adame y Alina Zepeda, que demuestran que el talento nacional existe y que los sueños se cumplen.

“Yo consideraba que como mujer latina no podía llegar a Disney, pero una compañera logró entrar y en ese momento me cambió la mentalidad y dije: sí, es posible, entonces, me súper enfoqué y fue como logré llegar”, dijo a Efe Zepeda, artista de iluminación en la citada cinta.

El caso de Adame, quien fue asistente de producción, fue similar. Después de muchos años de “lágrimas y esfuerzo”, y de tocar muchas puertas, la artista llegó al lugar de sus sueños.

“Quizás a veces no va a ser rápido. Cuando estamos creciendo eso parece inalcanzable, pero aunque se escuche cursi creo que es verdad (que los sueños se cumplen), mientras estás picando piedra y tomando riesgos”, comenta Adame.

Natalia, originaria de Saltillo, estado de Coahuila, y Alina, de Monterrey, Nuevo León, dejaron sus hogares para ir en busca de sus sueños a Los Ángeles y desde entonces han crecido laboralmente.

“Cuando yo crecí en Saltillo hacer películas no era algo fácil”, confiesa Natalia quien estudió mercadotecnia con la intención de acercarse lo más posible al ámbito audiovisual.

“Raya and The Last Dragon”, que se estrena en cines de Latinoamérica y por Disney+ este viernes, es el primer trabajo de Adame, quien formó parte de dos equipos de trabajo.

“Uno se llama ‘sweetbox’, que se encarga de asegurar que todas las tomas están en perfecto estado antes de pasar a otro nivel, y el otro es ‘stereal stereoscopic’, que es el departamento que se encarga de convertir toda la película a un formato de tercera dimensión”, apunta.

Alina, por su parte, tuvo oportunidad de estudiar la carrera de Animación en el Tecnológico de Monterrey, cuando esta era muy nueva.

Entre sus trabajos en México se encuentra la película “Un gallo con muchos huevos” (2015) y sus primeras producciones con Disney fueron “Moana” (2016), “Ralph Breaks the Internet” (2018) y “Frozen 2” (2019).

Como artista de iluminación, Alina se encarga de las emociones que el espectador debe de sentir en cada escena.

“Mi trabajo es establecer el sentimiento y el ambiente de la escena. Si quieres que sea un ambiente triste, pones colores desaturados poca luz y si quieres que sea un momento feliz, pones más luz, un día soleado, colores saturados”, describe.

– Una guerrera muy parecida a las mujeres mexicanas –

La trama de la película del director mexicoestadounidense Carlos López Estrada está inspirada en las culturas de Asia y muestra a una joven y determinante guerrera que tendrá que encontrar las gemas del dragón para salvar su mundo.

Para Natalia, Raya es una mujer increíble que representa muy bien a las mujeres de su país.

“Es una guerrera, una mujer fuerte, astuta e inteligente y me encanta ver eso en la pantalla. Sin embargo, como mexicana, creo que eso es algo que vemos en las mujeres mexicanas día a día”, asegura Adame.

Tanto Alina como Natalia han sido testigos de la inclusión que Disney ha manejado dentro y fuera de las pantallas y eso es algo que ambas aplauden. Por eso consideran que las oportunidades para artistas latinos son cada vez más recurrentes e invitan a los artistas a arriesgarse.

“Disney está muy interesado en la diversidad, está contactando a gente de todos lados porque está haciendo películas pensadas en una audiencia mundial y quiere tener los puntos de vista de la gente de esos lugares”, concluye Zepeda.